Aventuras Outdoors en Punta Arenas

La Patagonia está llena de grandes lugares para meterse de lleno en la naturaleza y conocer de cerca memorables sitios como el Estrecho de Magallanes, el parque nacional Pali Aike o visitar las ballenas del parque marino Francisco Coloane. Pero hay bastante más para ver: pingüinos en estado salvaje, centros de esquí con vista al mar y estancias ovejeras en que las tradiciones centenarias del campo siguen vivas.

Punta Arenas se puede transformar en un verdadero “campo base” para tus aventuras y en una gran alternativa del más importante de los atractivos de la región: El parque nacional Torres del Paine

1. Pinguinos

Desde la capital de Magallanes y a unos 40 minutos de navegación se llega a la colonia más grande de pingüinos en Chile: 200 mil ejemplares magallánicos en la isla Magdalena conviven bulliciosamente junto a las fotografías de los humanos. Hay viajes diarios durante la temporada alta. Otra opción de ver estas aves, más económica y terrestre, es en el seno Otway, a 60 km al noreste de Punta Arenas, con menor número de ejemplares y bellos senderos de trekking.

2. Parque Nacional Pali Aike

Otro gran punto es el desconocido parque nacional Pali Aike, a 196 km al noreste de Punta Arenas, casi en la frontera con Argentina y que cuenta con más de 5 mil hectáreas de escoriales y de terrenos pedregosos que parecieran sacados de una película interplanetaria y con una buena cantidad de senderos y fauna nativa como guanacos, zorros y caranchos.

3. Parque Marino Francisco Coloane

Navegando, pero durante dos o tres jornadas totales, puedes llegar al el parque marino Francisco Coloane, de 67 mil hectáreas protegidas y distante a 190 km de la ciudad viajando por el Estrecho de Magallanes. En este sitio donde se alimentan las ballenas jorobadas antes/después de sus largos viajes intercontinentales. Es caro pero memorable.

4. Kayak

Las aguas del Estrecho de Magallanes son también escenario ideal para viajar en kayak. Hay posibilidades de realizar travesías de una sola jornada en las cercanías de Punta Arenas y otra más extrema de 4 días rumbo al Cabo Froward, el punto más austral de la placa continental americana, en medio de enormes bosques de lengas, el nado de las toninas y solitarios faros.

5. Cerro Mirador

Menos intenso pero espectacularmente panorámico es el cerro Mirador. A menos de 20 kilómetros de Punta Arenas, en medio de un bello lomaje intercalado de bosques de lengas, es el centro de esquí más austral de Chile con una decena de pistas de descenso y una panorámica inolvidable con vista al Estrecho de Magallanes y Tierra del Fuego.

6. Isla Riesco

Por último destaca el turismo ovejero en la isla Riesco, distante a unos 90 km al noreste, posee varias opciones con la posibilidad de conocer cómo trabajan los gauchos en estancias históricas, entre medio de piños de ovejas y viviendo la verdadera vida de las pampas patagónicas.

Comparte:

Deja un comentario